La Esperanza: vivir en la certeza del Amor

Compartir

09 julio 2019/ 339 / 8

Te saludo desde mi corazón,

 

Cada vez encuentro más personas que están intentando transformar su vida, sanar sus conflictos y crear la vida que desean tener. Pero, ¿es esto posible? ¿Será que la Esperanza es suficiente para lograrlo? ¿Qué es la Esperanza y qué rol juega en la experiencia espiritual que tenemos acá en la Tierra?

 

Comencemos por definir lo que es la Esperanza para comprender mejor su significado. La palabra Esperanza la podemos descomponer en otras dos palabras: Esperar y Confianza.

 

Cuando hablo de Esperar no me refiero a tener una actitud pasiva frente a lo que estamos viviendo, sino a habitar nuestro estado del “Ser” desde donde podemos escuchar las señales que nos ofrece el espíritu para avanzar en nuestro camino espiritual. En otras palabras, es estar en el “Ser” y no en el “hacer”. Con frecuencia, y por la vida convulsionada que tenemos en la sociedad en la que vivimos, llegamos a creer que lo importante es “hacer”, y esto nos lleva a sentir que si no estamos haciendo algo, somos vagos, perezosos o simplemente nos falta fuerza para vivir. Pero luego de haber vivido una crisis importante hace algunos años, y otros momentos posteriores de aparente quietud laboral, te puedo decir que mi gran aprendizaje fue el de dejar la ansiedad por “hacer” y tomarme el tiempo para “Ser”. Utilizando una metáfora, es como cuando vas en el carro y tienes encendido el GPS o el Waze, y mientras que el dispositivo calcula los tiempos y la ruta, comienzas a andar sin saber todavía por donde conducir. Posiblemente no te pierdas del todo, pero el dispositivo tendrá que recalcular la ruta una y otra vez para que tú puedas avanzar por el camino más corto. Lo mismo sucede cuando nos empecinamos en “hacer” sin escuchar los mensajes del espíritu, podemos “hacer” y “hacer” y sentir que vamos por la vida sin rumbo, dando vueltas y repitiendo las mismas experiencias. Así que cuando hablo de Esperar, me refiero a salir del agite y de la ilusión de la vida cotidiana para entrar en contacto con el interior y escuchar los mensajes del espíritu. ¿Y cómo se logra esto? Hay muchas maneras de hacerlo y no me voy a extender en este tema, pero si quisiera mencionar que es una decisión, eres tú y solo tú quien puede elegir hacer un alto en el camino, regresar al interior, y en la quietud y la paz dentro de ti escuchar el mensaje del espíritu a través de lo que yo llamo la intuición o la corazonada. En el momento que lo haces, va a ser más fácil para ti decidir el rumbo que debes tomar.

 

Ahora revisemos la segunda palabra: la Confianza. La Confianza es la certeza que tenemos en el amor que somos. En el amor solo existe la certeza de todo cuanto es y de todo cuanto existe. En cambio, es en la ilusión y en el Ego que llegamos a creer que algo inesperado puede llegar a suceder, y es aquí en donde nace el miedo. Pero cuando recordamos que somos amor, también recordamos que somos nosotros quienes elegimos lo que vamos a vivir, así que no hay sorpresas, solo certezas. Puede que esto que acabo de mencionar te confronte, pero al recordar que no eres una víctima del destino, de los demás o de Dios, comiences a confiar en la divinidad que habita dentro de ti y que es quien elige, en gran parte, el camino que vas a experimentar a nivel espiritual.

 

De esta manera, cuando esperamos con confianza surge la Esper-anza, es decir, la certeza de vivir en el amor, escuchando y actuando desde la sabiduría de nuestro Ser.

 

Ahora si podemos responder a las preguntas que formulé al inicio del artículo. ¿Es posible transformar nuestra vida, sanar nuestros conflictos y crear la vida que soñamos tener? Claro que es posible, pero es muy importante recordar cuál es el camino para hacerlo. Primero, transformar la vida es trascender lo que nosotros mismos hemos creado, así que para hacerlo debes tomar consciencia de quién eres y de tu poder de creación. Cuando recuerdas quién eres y tu capacidad infinita para crear, te haces responsable de lo que vives, y es en esta responsabilidad que puedes comenzar a transformar lo que tú mismo has creado consciente o inconscientemente. Segundo, es muy importante comprender el rol que juegan los conflictos en nuestro proceso espiritual. Es a través del conflicto que por contraste recordamos que somos amor. Así que cuando recordamos quiénes somos y salimos de la ilusión, del miedo y de las limitaciones del Ego, podemos comenzar a vivir de nuevo desde ese amor. Es así como la Sanación es una invitación a vivir desde el amor que somos. Tercero, para crear la vida que sueñas no solo necesitas recordar quién eres, hacerte responsable y aceptar tu poder de creación, sino cambiar tu pensamiento para que esté inspirado en el amor. Una vez que tu pensamiento está inspirado en el amor, y tu mente, tu cuerpo y tu espíritu están en equilibrio y en armonía, puedes manifestar la vida que tanto sueñas tener. Entonces, ¿qué es la Esperanza y qué rol juega en nuestro proceso espiritual acá en la Tierra? La Esperanza es la certeza en el amor que somos, y cómo a través de esta certeza nos dejamos guiar por el espíritu para vivir nuestro proceso espiritual acá en la Tierra. Sin Esperanza nos sumergimos en la ilusión, en el Ego y en el miedo, y esto nos impide transformarnos, sanar nuestros conflictos y manifestar la vida que soñamos tener.

 

En el amor que nos une, tengo la Esperanza que encuentres el camino de regreso al amor para que puedas expresar la divinidad y el poder que hay en ti.

 

Gabriel Francisco

COMENTARIOS (8)

10 julio 2019

Ana Patricia

Muchas gracias Gabriel Francisco por compartir tu sentir y tu pensar con respecto a este tema de la esperanza, el cual me lleva a reflexionar más profundamente, en lo que he sido, en lo que he vivido y en como lo he vivido, para encontrarme más a mi misma en mi esencia y vivir cada día más desde ella.

10 julio 2019

Gabriel Francisco

Hola Ana Patricia, para mi es un placer acompañarte a ti y a todas las personas que leen este mensaje a entrar más profundo en su interior, porque es ahí en donde van a encontrar la sabiduría que va a guiar su camino hacia la luz y hacia la unidad en el amor que somos.

10 julio 2019

Claudia

Hermosa reflexión, muy cierta. Hay que aplicarla en nuestra vida diaria y compartirla.

10 julio 2019

Gabriel Francisco

Hola Claudia, como tu bien lo dices, "hay que aplicarla en nuestra vida cotidiana y compartirla", porque recuerda que la espiritualidad es una experiencia y no un concepto. Un abrazo!

15 julio 2019

Gloria Triviño

Gracias Francisco por tu invitación a pensar en lo que significa la esperanza y el rol que juega en nuestra experiencia espiritual en este planeta y cómo, al recordar el amor que somos, se convierte en certeza de que estamos en el camino elegido. Me encantó esta reflexión. Gracias infinitas.

16 julio 2019

Gabriel Francisco

Con mucho cariño mi querida Gloria, un abrazo muy especial!

19 agosto 2019

Andrés mora

Hola Gabriel Es cierto lo q comentas como debemos actuar dejando nuestro ego y sintiendo más esa fuerza de nuestro ser para alcanzar el amor y poder alcanzar nuestros objetivos para una vida plena

23 agosto 2019

Gabriel Francisco

Hola Andrés, el Ego juega un papel muy importante en nuestro proceso espiritual hasta que despertamos y nos damos cuenta de quiénes somos realmente. Una vez despertamos, la invitación es a vivir desde el amor incondicional. Un abrazo y gracias por leer el artículo.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te invito a que experimentes el amor en tu vida cotidiana, haciendo de esta Experiencia Yo Soy una forma de vida en donde reconoces el amor que eres a través de cada situación que vives.

Sígueme en:

Entradas recientes

El Maestro Espiritual y el Joven Empresario
El Miedo: un camino hacia la Consciencia de Amor
Entrevista Programa «Ciencia y Espiritualidad» Parte 2
Entrevista Programa «Ciencia y Espiritualidad» Parte 1

SUSCRÍBETE A MI NEWSLETTER

Acompáñame y vivamos juntos esta Experiencia Yo Soy