El Regalo de ser Madre

Compartir

12 mayo 2019/ 441 / 14

Te saludo desde mi corazón,

 

Hoy se celebra un día muy especial, el día de la mujer que nos dio la vida. Y más allá de este acto sublime y al mismo tiempo generoso, el rol de madre es uno de los más valiosos a nivel espiritual. Te propongo que comencemos con algunas preguntas: ¿en dónde nace la relación madre-hijo? ¿Qué impacto tiene la maternidad en la vida de una mujer? ¿Qué impacto tiene la maternidad en la vida de su hijo? ¿Por qué celebrar el día de la madre?

 

Quizá tengas el concepto que la relación madre-hijo comienza en el momento de la concepción, y desde la perspectiva biológica así parece, pero no lo es desde la perspectiva espiritual. La maternidad trasciende el plano biológico y se interna en lo más profundo de la experiencia espiritual. La relación madre-hijo nace en el momento de la planificación prenatal que hace el alma antes de encarnarse en un cuerpo. Cuando el alma está planificando lo que será su próxima experiencia espiritual en la Tierra, decide hacer pactos con otras almas generosas que están dispuestas a experimentarse juntas en la siguiente vida. Es a través de estos pactos que las almas acuerdan encontrarse para que juntas puedan experimentar el amor según el plan que cada una de ellas tiene. Así que la relación madre-hijo tiene sus raíces en estos pactos, y es desde estos acuerdos que podemos realmente comprender y tomar consciencia de para qué elegimos vivir lo que estamos viviendo con nuestras madres y por qué a veces esta relación dista de lo que espera la sociedad. En mi consulta con frecuencia escucho a las personas decir que tienen una mala relación con su madre e incluso rechazan lo que viven con ella, y lo que tal vez ellas no han recordado de manera consciente es que esto hace parte del pacto que juntas hicieron desde el alma. Es por esta razón que quisiera dejar un primer mensaje, y es que el propósito de la relación madre-hijo no es la perfección, sino la experiencia de amor que le permite a cada una de las almas tener. Es a partir de esta experiencia que el amor se puede expresar en toda su dimensión, y cuando digo esto no me refiero a que la relación siempre deba girar alrededor de la armonía, la paz y la felicidad, sino a que a través de cualquier emoción que experimentemos en esta relación, vamos poco a poco tomando consciencia de quiénes somos y de para qué estamos teniendo esta experiencia espiritual acá en la Tierra.

 

Y como menciono en el conversatorio “El Regalo de ser Madre”, la maternidad no es estar en función del hijo como lo predica nuestra cultura, la maternidad está en función de la madre. Así es, es la madre la que elige experimentarse junto a su hijo para verse a través de él y así sanar sus conflictos, experimentar el amor y recordar quién es ella realmente. Así que un segundo mensaje que quisiera dejar es que la celebración del día de la madre es en esencia una celebración de ella para ella misma, es un día para celebrar la decisión de haber elegido ser madre y experimentarse junto a su hijo. Y puede que en este punto más de una mujer esté pensando que ella no quería quedar embarazada y a pesar de eso tuvo un hijo. Esto es porque la decisión de ser madre no es racional (la mente), tampoco es biológica (el cuerpo), es espiritual. Y para algunos esto puede resultar confrontador pero es porque olvidamos que antes que mente y cuerpo fuimos espíritu, es decir, nuestra naturaleza es espiritual. En otras palabras, si tú tienes hijos y no querías quedar embarazada, fue tu alma la que eligió ser madre y por lo tanto esto tiene un propósito que trasciende cualquier comprensión racional y cualquier explicación biológica. Si por un momento te detienes y reflexionas con curiosidad sobre lo que te estoy diciendo, podrás tomar consciencia de lo que ha sido experimentarte como madre y cómo esta experiencia te ha permitido recordar poco a poco el amor que tú eres.

 

Ahora, ¿cuál es el rol de una madre en el proceso espiritual de su hijo? La madre se convierte en un espejo para él, permitiéndole verse a si mismo y descubrir que su esencia es el amor. Bajo este efecto espejo, el hijo no está viendo a su madre sino se está viendo a si mismo. Es por esto que si como hijo experimento rabia o cualquier otra emoción relacionada con el miedo, estoy viendo a través de mi madre lo que no he podido sanar dentro de mi. Cuando tomo consciencia de esto tengo una gran oportunidad de sanación, y es en este momento que puedo cambiar la mirada que tengo de mi madre, pudiéndola ver de manera compasiva, sin juzgarla, y llegando a bendecirla y agradecerle por lo que ella me está permitiendo de manera incondicional en mi proceso espiritual. ¿Qué más amor puede haber que permitirle a otro recordar que él también es amor? ¿Acaso no es este un acto incondicional de amor puro?

 

Hoy te invito a que celebremos el día de la madre como un acto de infinita gratitud por el amor incondicional que su alma nos profesa, y para terminar quiero hacer una oración en el amor que nos une a todos:

 

“Mamá siento mucho si en el pasado yo te he juzgado. Perdón por el sufrimiento que te haya podido causar y que me haya causado a mi mismo, y me hago responsable de lo que yo elegí desde mi alma cuando decidí experimentarme a tu lado. En el amor que Yo Soy, Yo Soy la compasión, Yo Soy la gratitud, Yo Soy uno solo contigo, y le pido a Dios que bendiga nuestra relación hoy y siempre. Gracias por haber cumplido el acuerdo que hicimos para compartir juntos acá en la Tierra, te amo.”

 

¡Feliz día de la Madre!

 

Gabriel Francisco

COMENTARIOS (14)

12 mayo 2019

Ana Patricia Rodríguez

Gracias Gabriel Francisco, por esta explicación. Lo recibo como un gran regalo en mi celebración del día de la madre.

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Hola Ana Patricia, muchas gracias por haber leído este mensaje y te deseo un muy feliz día junto a tus hijos!

12 mayo 2019

Clara N

Hermoso y sanador como todo lo que nos trasmites. Millón de abrazos

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Hola Clara, estoy de acuerdo contigo. Cuando cambiamos la mirada de lo que vivimos y de los roles que tenemos, como lo es la paternidad/maternidad, resulta muy sanador. Un abrazo grande!

12 mayo 2019

Mónica Díaz Varón

Gracias Francisco por estas explicaciones del Regalo de ser Madre, lo recibo con mucha gratitud.

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Hola Mónica,lo hago con mucho cariño y espero que tengas un feliz día de la madre.

12 mayo 2019

Yenny Malagon

Gabriel Francisco, es encantador este acto de consciencia que generas en nuestros corazones para replicar y sanar nuestras vidas día a día. La gran bendición estén siempre contigo y tu familia... Es más fácil querer así. Reconociendo el amor! Yenny Malagon

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Hola Yenny, como tú bien mencionas la consciencia nos permite sanar nuestras vidas. Gracias por tus palabras y te mando un abrazo muy especial!

12 mayo 2019

Nancy Zapata González

Gratitud 🙏 Gracias 👏🏼 gracias 💕 gracias 🌸 una buena reflexión y regalo de ser 👭 madre y enseñarme a verme en mi 💚 con mi hijo, Iluminaste más mi experiencia de vida.

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Con mucho cariño Nancy, yo solo te recordé que la luz está dentro de ti. Un abrazo!

12 mayo 2019

Adriana Martínez

Que hermoso mensaje y aún más hermosa la oración. Me uno y me sintonizo !! Gracias, gracias, gracias 🙏🏽

12 mayo 2019

Gabriel Francisco

Hola mi querida Adriana, me gustó la palabra "sintonizar" que utilizaste para expresar que todos pertenecemos a la misma unidad en el amor que somos.

13 mayo 2019

Claudia

Muy bonita y profunda explicación . Muchas gracias por compartirla.

13 mayo 2019

Gabriel Francisco

Con mucho cariño Claudia, un abrazo!

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te invito a que experimentes el amor en tu vida cotidiana, haciendo de esta Experiencia Yo Soy una forma de vida en donde reconoces el amor que eres a través de cada situación que vives.

Sígueme en:

Entradas recientes

La Esperanza: vivir en la certeza del Amor
Entrevista Programa «Ciencia y Espiritualidad» Parte 2
Entrevista Programa «Ciencia y Espiritualidad» Parte 1
La Muerte es una Ilusión

SUSCRÍBETE A MI NEWSLETTER

Acompáñame y vivamos juntos esta Experiencia Yo Soy